Ed Sheeran: look who's back again!

Después de un año de ausencia, en las redes sociales y en la industria musical, Ed Sheeran vuelve mejor que nunca con un album que promete condensar el estilo romántico y a veces coquetón que dejan ver sus letras.

Tras un video corto lanzado el primero de enero por las redes sociales en donde Ed sostenía una hoja de papel que decía “Nueva música el viernes”, el artista confirmó su regreso a las carteleras de favoritos de la industria musical. Dos nuevas canciones fueron lanzadas en un mismo día: Castle on the hill y Shape of you. Y con ellas, el color y el símbolo de su próximo disco: Divide.

Ed Sheeran

Para quienes siguen su música no es difícil sacar la cuenta después de su primer album Plus (+), y el segundo, Multiply (x), pues los artes de las dos canciones dejaron ver qué rumbo tendría este nuevo año. La fórmula atrevida de Ed parece mutar de nuevo en algo que nos recuerda lo que conocemos y aun así deja espacio para un elemento sorpresa. Castle on the hill parece una autobiografía resultado de su propia introspección a sus años adolescentes. Es crudo, y al mismo tiempo nostálgico sin caer por ello en un tono triste. Al contrario, es una forma fresca de darle un soundtrack al camino de vuelta a casa.

Por otra parte está Shape of you. Sexy, coqueta y rapidita te deja con un aftertaste perfecto para ir a bailar o por un par de tragos, con la suerte suficiente para un ligue casual. Son dos canciones con tonos opuestos, con perspectivas muy personales sobre circunstancias cotidianas con las que cualquiera podría identificarse y creo que de ahí parte de su éxito.

Con esta probadita, solo queda esperar -impacientemente- por el lanzamiento formal de Divide.

10